Uno de los temas de discusión que más pasiones generó en los últimos años entre los corredores, son los avances de la tecnología y el uso de las distintas variables de Nike: 4%, Vaporfly Next% y ahora Alphafly. 

  • ¿Son válidos los nuevos récords? 
  • ¿Son comparables?

Incluso entre los especialistas este es un punto de confrontación muy fuerte y aún así, para evaluar la opinión del que habla, siempre es importante saber quién es el sponsor.
Nike tiene y ha tenido tanta influencia en el atletismo que no se puede obviar el tema en la discusión. Un ejemplo claro es Sebastian Coe, presidente de World Athletics/ IAAF, desde el inicio de su carrera profesional fue sponsoreado por Nike, en su retiro continuó siendo emabador de la marca y continuó sus lazos comerciales hasta después de ser elegido al cargo más importante del atletismo mundial. Esto sucede con infinidad de atletas y eventos deportivos. 
No sorprende que World Athletics haya puesto un limite al desarrollo de calzado de 40mm de altura y hasta una placa de carbono despues de que Kipchoge baje las 2 horas en la distancia de maratón en Viena. De esta forma quedaban validados todos los modelos de Nike. 

A pesar de todo, la realidad es que no se puede negar que el avance de la tecnología, el conocimiento de la fisiología humana, la nutrición, el análisis de la postura y que nos ponemos en los pies son positivos, mejoran nuestra vida y naturalmente han afectado a los récords también. 

Algunos puntos a tomar en cuenta: 

  • Haile Gebrselassie, el corredor que más records de atletismo tuvo, incluyendo el de maratón, solo bajo las 2:04 cuando reemplazó el agua con Gatorade!!! Nadie podría cuestionar esto como avance asistencia externa cuando en realidad es una solución de agua, azucar y sales que se consigue en todos lados. 
  • Abebe Bikila, que ganó el maratón olímpico en Roma 1960, CORRIENDO DESCALZO y logró el récord de maratón de ese momento en 2:15:16. Aunque 4 años después, corriendo con zapatillas lo bajó nuevamente a 2:12:11 en los Juegos Olímpicos de Tokyo.
  • El corredor que más ha bajado el récord de maratón en la historia (en minutos y en porcentaje) es Jim Peters (bajó el récord de 2:25:29 de Suh Yun-Bok de 1947 a 2:17:39 en diferentes instancias hasta 1954). Sin embargo este era el calzado que usaba (frente al actual modelo de record del mundo): 

Entonces,  ¿influye el calzado?

La realidad es que hay varios factores que influyen en cómo corremos y cómo afecta la velocidad y por ende los récords mundiales.  El mismo corredor, con el mismo Vo2Max (máximo volumen de oxígeno que el cuerpo puede absorber y transportar) puede ser más económico (la cantidad de oxígeno que consume a determinada velocidad) de acuerdo a distintas variables como la temperatura, el viento, la altura sobre el nivel del mar, el terreno, la postura al correr, el peso del calzado, etc. .

Los estudios en laboratorio dan que en promedio las Nike Vaporfly aumentan la economía en 4% promedio (de ahí el nombre), aunque este es muy variable, siendo mayor en corredores poco económicos y bastante mas bajo en corredores de élite (alrededor de 1% pero no hay una correlación muy fuerte en este punto). Esto quiere decir que Kipchoge no se estaría beneficiando mucho, pero si hay una diferencia frente a otro calzado. 

En mi opinión y hablando estrictamente de mi experiencia , la comparación no da lugar a dudas.
 

Cuando Paula Radcliffe bajó el récord femenino en el London Marathon 2005 a 2:15:25 , corrió con las Nike Streak Spectrum. Esas zapatillas estaban disponibles al público y las teste en un local y no había forma que pueda correr más allá de 2-3 Kms ya que son super livianas y duras. 

Por otro lado, si bien nunca corrí con los distintos modelos de Vaporfly un maratón, las probé de la misma forma y se positivamente que podría correr un maratón sin problemas porque es como correr con almohadas en los pies.

Algunos de mis amigos que son buenos corredores, pero no elite (2:45 a 3:00:00) y corren en el campeonato británico del Maratón de Londres (es una categoría que sale justo detrás de los profesionales) sostienen que si, hacen una gran diferencia en minutos,  en cualquier distancia. Pero sobre todo en maratón porque en la segunda mitad, cuando el impacto acumulado hace bajar marginalmente el “recoil” o retorno, porque los tendones se van cansando, no sienten las piernas tan cargadas y corren mas «frescos». Obviamente no pueden testear la economía en números, pero el hecho de que la amplia mayoría de los corredores de esta categoría las usen (el pavimento en la salida de esta categoría es un mar naranja o verde dependiendo del color del último modelo) , sin ser sponsoreados por la marca, es una muestra.

Si estas zapatillas sirven para “gente normal” o no, es un punto para otro día (como resumen, solo hacen diferencia si corres más rápido que 4:45/km).

En conclusión, esta muy bien que la tecnología avance en todos los aspectos, pero la realidad es que en mi opinión, los records pre y post Nike Vaporfly no son comparables (no le pregunten a Paula Radcliffe…. Está sponsoreada por Nike así que no puede dar su verdadera opinión al haber perdido el récord frente a alguien corriendo en Vaporflies ?).

¿Cuál es tu opinión? 

Adrián Decunto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *